Crimen en directo

Crimen en directo
Lugar: Madrid
Editorial: Maeva
Año de publicación: 2010
ISBN 9788492695751
Título original: Olycksfageln
Idioma: Castellano
Formato: Impreso

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…

Erica y Patrik están plenamente volcados en los preparativos de su inminente boda, cuando el alcalde del idílico pueblo de Tanum anuncia la llegada de un equipo de televisión para filmar un reality-show bastante escandaloso que supuestamente debería reportar jugosos beneficios a la población.

Pocos días después, Patrik y su nueva compañera Hanna Kruse, la cual se acaba de incorporar a la comisaría, deben investigar la muerte de una mujer, víctima de un accidente de tráfico. Aparentemente la conductora había bebido demasiado y perdió el control del vehículo, pero a Patrik le llaman la atención unas extrañas marcas en el cuello de la víctima.

Muy pronto descubren que existe una misteriosa relación entre este caso y otros asesinatos que tuvieron lugar en el pasado en distintos lugares de Suecia. Al lado de todos los cuerpos se encontró una página del cuento infantil ‘Hansel y Gretel’, pero los crímenes nunca quedaron resueltos.

Mi reseña

Hace unos días que acabé de leer este libro. Me gustó pero también me decepcionó un poco con respecto a los anteriores de la misma autora, pues el final es bastante previsible y algunos personajes se sabe desde el principio, casi, quienes son. Incluso el/la asesino/a (no quiero dar pistas).

Por otra parte, el lenguaje me pareció bastante superficial y edulcorado: un «jobar» en lugar de «joder», y otras cosas por el estilo; incluso, a veces, cuando habla un personaje masculino o la narración se refiere a lo que piensa se nota que lo escribe una mujer. No sé si será cuestión de la traducción.

Hablando de traducciones, no sería la primera vez que leo algo en castellano y después en inglés, y hay cosas bastante escandalosas. He encontrado algún caso en el que en castellano dicen algo que en la versión inglesa significa justamente lo contrario (siendo la versión inglesa la original).

Deja un comentario